¿Qué son los valores?

Tanto a mí como a David Alonso nos repitieron una y mil veces lo importante que era trabajar con valores en todos los procesos de coaching.

Entre otras cosas, nos decían que incorporarlos en las sesiones provocaba que los cambios en las personas llegaran antes y perduraran en el tiempo.

Tiene todo el sentido del mundo si te paras a pensarlo, sobre todo si tienes en cuenta la Pirámide de los niveles lógicos enunciado por Robert Dilts.

Ahora bien… ¿Qué son los valores? Si todos entendemos que son tan importantes en nuestra vida, ¿cómo es posible que nos cueste tanto hablar de ellos?

¡Eso debería hacer que sonaran las alarmas!

De acuerdo con aquella frase de nuestro querido Albert Einstein, no entendemos algo hasta que somos capaces de explicárselo a nuestra abuela.

En este artículo, te contamos qué son los valores de una manera sencilla. De esta manera lo entenderás tanto tú como tus clientes.

 ¿Qué son los valores? Los expertos responden

En el libro Coaching por Valores, el profesor Simon Dolan, catedrático en Dirección en Recursos Humanos, nos propone la definición siguiente:

Los valores son palabras cargadas de significado. Cuando se clasifican y traducen en conductas concretas, en consonancia con nuestros objetivos y compartidos con las personas que nos importan, se convierten en potentes herramientas que nos guían hacia el éxito en la vida de los negocios y el negocio de la vida

Existe otra definición que arroja algo de luz. Se trata de la que elaboró el psicólogo Milton Rokeach en su libro The nature of human values:

Valor es la creencia perdurable de que una forma concreta de conducta o estado final de la existencia es personal o socialmente preferible al modo opuesto o converso de conducta o estado final de la existencia. Sistema de valores es una organización perdurable de creencias sobre los modos preferibles de conducta

Una definición sencilla de qué son los valores

Las definiciones de Dolan y Rokeach pueden parecer demasiado académicas y difíciles de memorizar. A nosotros nos gusta definirlos de otra manera más sencilla.

Imagina que estás frente a tu ordenador personal. En tu escritorio tienes una carpeta a en la que, con el paso del tiempo, has guardado decenas de archivos:

La amistad dura para siempre

Los amigos pocos y buenos

Es mejor tener muchos amigos

En alguna de estas afirmaciones podrás estar de acuerdo o no. En cualquier caso, son creencias acerca de cómo puede entenderse la amistad según unas creencias.

De este modo, conocer cuál es el sistema de creencias sobre un valor, te permite ponerte en los zapatos de la otra persona y ver el mundo de la misma manera.

¿Entiendes ahora qué son los valores? Siempre que los definimos, nos gusta decir que “los valores son aquello que de verdad nos importa”.

Si no te queda clara cuál es la diferencia entre creencias y valores, lee este artículo en el que te explicamos dónde está la línea que los separa.

Por qué trabajar valores con tus clientes

Habiendo definido ya el concepto, está claro que incorporarlos en los procesos de coaching supondrá un antes un después. Hay 3 razones de peso.

Detectar creencias limitantes

Explorar los valores de tu cliente te proporciona información sobre cuáles son las gafas que viste a la hora de interpretar el mundo.

De este modo, puedes detectar cuáles son aquellas creencias limitantes que le impiden expandir su visión para ser más libre.

Facilitar la toma de decisiones

Por si fuera poco, los valores facilitan la toma de decisiones de tu cliente porque le permiten identificar con claridad qué es importante y qué no.

Todos actuamos de acuerdo con nuestros valores independientemente de si sabemos definirlos o no. Son ellos los que explican nuestras decisiones.

En este otro artículo, te contamos cuáles son los pasos que tienes que seguir para ayudar a una persona a tomar una decisión con sus valores.

Poner nombre y apellido a su malestar

La última y tercera razón para trabajar con valores está en que, de la misma manera que un sonar, nos ayudan a identificar de dónde viene el malestar.

El estrés o malestar que siente el cliente puede deberse a que no se siente satisfecho con sus valores. Es lo que llamamos una desalineación en valores.

Esta cita de Simon Dolan lo explica mejor:

Alcanzar la felicidad relativa y la satisfacción pasa por alinear nuestros valores con nuestros objetivos para después analizar hasta qué punto los sistemas donde vivimos y trabajamos son coherentes con ellos

Imagina que tu cliente considera fundamental la honestidad. Sin embargo, su jefe le obliga a mentir por tal de conseguir los objetivos de negocio.

Exacto, es ahí donde se produce la desalineación.

En conclusión…

En pocas palabras, ayudar a tu cliente a descubrir y alinear sus valores hará que avance fluidamente a través de su proceso de coaching.

Por si fuera poco, conocer sus valores le proporcionará una herramienta con la que generar criterios para tomar decisiones sin meter la pata.

Si quieres seguir aprendiendo sobre coaching y valores, te invitamos a unirte a nuestro grupo privado de Facebook, Conecta con tus valores.

En él, compartimos técnicas y estrategias de Coaching por Valores para vivir una vida más plena y satisfactoria de acuerdo con lo que más nos importa.

Hasta pronto,

Laura Moncho, Directora de CoachingxValores.

2018-07-26T17:28:44+00:00

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

¿TE GUSTA EXPOCOACHING?

¡SUSCRÍBETE AHORA!

Déjanos tus datos y te mantendremos informado de todas las ofertas y promociones sobre Expocoaching.
ENVIAR