TUS EMOCIONES VENDEN POR TI

Una de las labores más complicadas de todo Coach al salir con su certificación en la mano es él ¿y ahora qué? Somos expertos en Coaching, tenemos la motivación, la ilusión y las herramientas para salir al mercado a cumplir nuestro sueño, pero ¿sabemos cómo hacerlo? ¿sabemos comunicar todo lo que conocemos y lo que podemos hacer? En definitiva ¿Sabemos vendernos?

 

La gran mayoría te dirá que no. Nos han enseñado a ser Coaches pero no emprendedores y mucho menos empresarios.

 

Hoy queremos cubrir una de las grandes necesidades que todo Coach recién graduado tiene y es la responde a la pregunta de ¿Cómo me vendo? En este artículo te queremos dar las bases del Marketing Emocional y el cómo utilizar tus herramientas y habilidades como Coach para venderte.

 

Utilizamos el Marketing Emocional para descubrir que sentimientos, experiencias y emociones buscan experimentar nuestros clientes y ofrecérselas. Tiene como finalidad la creación de actitudes y acciones favorables hacia un determinado producto o servicio. No se trata de comunicar lo que haces o lo que sabes, se trata de emocionar mientras lo comunicas, de crear una sensación en tu oyente.

 

Se trata de llegar, no tanto a la mente del posible cliente, sino a su corazón. Estamos bombardeados constantemente de información y si no resaltas de manera emocional lo que tú quieres decir pasarás desapercibido. Ya no se responde a la pregunta ¿Qué puedo venderle? sino a ¿Cómo puedo ayudarle? y es esta pregunta la que debes responder constantemente en tu discurso.

 

Antes que seres racionales fuimos seres emocionales y es nuestro parte emocional, nuestro sistema límbico el que deja huella, si sabemos llegar a él tendremos la mitad del camino cubierto y lo habremos hecho de una manera placentera y no intrusiva para nuestro cliente potencial.

 

¿Cómo llegamos a saber qué es lo que quieren nuestros clientes? ¿Cómo conocemos sus emociones y sensaciones? Muy sencillo, utilizando lo que ya sabemos como Coaches; nuestra Inteligencia Emocional y en este caso, inteligencia emocional aplicada a la venta.

 

Tenemos numerosas herramientas y habilidades propias, como son:

 

  • Escucha Activa: estamos entrenados en el arte de escuchar. Escucha a tu cliente en lugar de contarte tu vida. Escúchale y a partir de ahí crea tu argumento de venta.
  • Empatía: ponte en el lugar de tu cliente potencial y pregúntate que es lo que le preocupa, que es lo que más desea, como se siente y que es lo que quiere sentir. Hazte preguntas, juega el rol de Coachee y explora su mente a través de preguntas poderosas en lo cual eres experto.
  • Conoce cómo te sientes cuando te vendes y genérate emociones que te sean útiles para esos momentos.
  • Recuerda emocionar con tu discurso, estás hablando con personas no con muebles y las personas queremos humanidad, experiencias y sensaciones, deja a un lado los discursos robóticos y estructurados al más mínimo detalle, eso solo hará que pierdas tu esencia.

 

En definitiva, se trata de utilizar a tu favor las herramientas y habilidades que como Coach y posees, emocionarte para emocionar y vender con esas emociones.

2017-04-03T20:30:03+00:00

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR

¿Quieres que te avisemos de nuestras promociones y de todas las novedades del evento?

Déjanos tus datos y ¡no te pierdas nada!
Nombre
Email